La Bellaca Miércoles, 1 febrero 2017

No son “hamburguesas”, son torrejas y aquí tienes 6 deliciosas recetas para prepararlas en casa

Paola Miglio

Periodista de comida y viajes. Frívola. Obsesiva. Ansiosa. Twitter @paolamiglio / Instagram @paola.miglio

Cuando era chica y en casa no quedaba comida para la noche, mi mamá hacía torrejas. Cuando llegaba el viernes y la compra no alcanzaba para cerrar la semana, vaciaba la refrigeradora y hacía torrejas. Pero a veces solo nos entraba el antojo y la fritangueada comenzaba desde el almuerzo. De arroz, de verduras, de coliflor, de acelga o espinaca, de atún con papa. Las acompañábamos, felices, con tomate, cebolla o arroz. A veces con salsa de tomate. Estaban hechas con cariño y paciencia. Con mucho amor.

Hoy las torrejas se han puesto de moda, muchos restauranteros y cocineros les llaman hamburguesas en sus cartas pero, si nos ponemos serios, la hamburguesa solo se hace con carne (de cerdo, vaca, pollo….) y la torreja con eso y todo lo demás. Así que para esta oportunidad, junté las recetas de seis jóvenes cocineros peruanos, quienes nos regalaron sabiduría y creatividad. Desde quinua hasta lentejas: hay torrejas para todos.

1. Torreja de atún

Por: Arlette Eulert.

Es un plato simple, rápido, nutritivo y playero. También funciona con pescado fresco y lo pueden servir con una ensalada, dentro de un pan o como en mi casa, acompañando las lentejas de los lunes”.

Ingredientes:

  • 2 latas de atún (escurrido).
  • 1  cebolla roja mediana (picada en cubos para aderezo).
  • 1 cucharada de perejil picado.
  • 1 tomate italiano (pelado, sin pepas y picado en cubos para aderezo).
  • 1 cucharada de pan rallado/galleta molida o harina (opcional).
  • 1 huevo.
  • 3 cucharadas aceite de oliva.
  • Sal y pimienta al gusto.
  • Aceite.
  • 1 limón en gajos.

Preparación:

Poner una sartén a calentar en la hornilla a punto humo, agregar el aceite. Aparte, mezclar todos los ingredientes en un recipiente, salpimentar al gusto y a freír en pequeñas porciones de tres a cuatro cucharadas de la mezcla para cada una. Que queden un poco húmedas al centro y crocantes por fuera. Servir con un gajo de limón.

2. Torreja de tres quinuas

Por: Eduardo Sernaqué.

Korroco. Foto: Paola Miglio

Korroco.
Foto: Paola Miglio

Ingredientes:

  • 300 gramos de quinua blanca.
  • 100 gramos de quinua negra.
  • 100 gramos de quinua roja.
  • 1.5 huevos.
  • 150 gramos de queso lluta.
  • 120 gramos de harina sin preparar.
  • 1 copita de anisado.
  • Sal y pimienta al gusto.
  • Aceite vegetal para freír.

Preparación:

  • Cocinar las quinuas hasta que queden al dente y graneadas.
  • Colocar en un recipiente y mezclar con los huevos, harina, queso y anisado. Sazonar y reservar. Freír en abundante aceite y colocar en papel absorbente.
  • Servir con llatán y batido de rocotos y ajos asados.

3. Torreja de lentejas con salsa de yogur y hierbas

Por: Mónica Kisic.

La salsa de yogur. Foto: Paola Miglio

La salsa de yogur.
Foto: Canadian lentils.

Ingredientes:

  • Las lentejas del día anterior.
  • Cebolla.
  • Ajo.
  • 1 cucharada de pasta de tomate.
  • ½ cucharada de ají panca.
  • ½ cucharadas de ají amarillo.
  • Comino al gusto.
  • Culantro y perejil picados.
  • Pimiento rojo picado.
  • Huevos.
  • Sal y pimienta.
  • Harina.
  • Panko (opcional).
  • Aceite de girasol.

Preparación:

  • Poner sobre un colador las lentejas del día anterior para dejar que escurran todo su jugo.
  • Preparar un aderezo base sofriendo la cebolla con el ajo, cuando tome color agregar una cucharada de pasta de tomate, 1/2 de ají panca y ají amarillo y comino al gusto. Cocinar hasta que esté concentrado de sabor a fuego muy lento.
  • Mezclar este aderezo con las lentejitas del día anterior.
  • Agregar culantro y perejil picado, y pimiento rojo picado muy pequeño.
  • Agregar los huevos y batir bien la mezcla. Sazonar al gusto con sal y pimienta.
  • Debe de quedar como una masa más bien compacta.
  • Hacer con la palma de la mano bolas muy redondas que luego se aplanan ligeramente Pueden hacerse pequeñas para comer de piqueo o más grandes.
  • Pasar por harina, huevo batido y acabar con panko.
  • Poner en una bandeja y enfriar en la nevera antes de freír para que tomen buena consistencia.
  • Freír en abundante aceite de girasol, escurrir y reservar caliente.
  • Acompañar con la salsa de yogur.

Salsa aromática de yogur:

  • 1 yogur griego.
  • 1 buena mano de menta, perejil, culantro, eneldo y estragón.
  • 1/2 taza de pepino rallado.
  • 1 diente de ajo rallado.

Mezclar bien todos los ingredientes excepto las hierbas. Picar robustamente las hierbas y agregar. Mover y sazonar con sal y pimienta al gusto.

4. Torreja de quinua, queso feta y kale

Por: Francesco de Sanctis.

Ya me dio hambre ya. Foto: Paola Miglio

Ya me dio hambre ya.
Foto: Paola Miglio

Ingredientes:

  • 2 huevos.
  • 1 taza de quinua pre-cocida al dente (puede ser solo blanca, mejor si se usa tricolor).
  • ½ taza de sémola de trigo molida.
  • 1 cucharadita polvo de hornear.
  • 1 pizca de jugo de limón (opcional).
  • 1 taza de kale fresco picado finamente (el kale es un tipo col).
  • 3 cucharadas de queso feta (queso de cabra).
  • Sal y pimienta.
  • Aceite para freír.

Preparación:

  • En un recipiente, colocar los huevos mezclar con la sémola poco a poco. Agregar luego el polvo de hornear, mezclar. Agregar la quinua precocida, el kale picado fresco y el jugo de limón. Sazonar con sal y pimienta (la consistencia de la masa tiene que ser un poco húmeda pero firme).
  • Armar las torrejas con la ayuda de una cuchara. Freír en abundante aceite ambas caras hasta dorar. Sacar sobre papel absorbente.
  • Servir las torrejas colocando el queso feta por encima para terminar. También pueden usar el queso de su preferencia.

5. Torrejas de camote, quinua y queso

Por: María Paula Valdiviezo.

Esta receta me recuerda mucho a mi niñez, ya que era la mejor forma de engañarnos para comer quinua de la manera más rica. Era el plato favorito de mis hermanos por el dulce del camote, parece postre”.

Ingredientes:

  • 1 kilo de camote lavado, pelado y cortado en cubos.
  • Aceite de oliva.
  • Sal y pimienta negra al gusto.
  • 4 cucharadas de harina de camote.
  • 1 cucharadita de polvo de hornear.
  • 1 taza quinua blanca cocida.
  • 1 cebolla blanca mediana picada finamente en cuadrados.
  • 1 taza de queso huaracino rallado (lo consiguen en cualquier mercado).
  • 1 yema.
  • 4 claras.
  • Aceite vegetal cantidad necesaria.

Preparación:

  • Pre calentar el horno a 180° C.
  • En una bandeja con papel manteca, extender el camote en cubos y rociar con aceite de oliva, sal y pimienta por encima. Llevar al horno por 30-35 minutos hasta que esté cocido y dorado por encima. Prensar o aplastar con un tenedor cuando todavía este tibio, esto hace el prensado más fácil, y reservar.
  • En otro recipiente, cernir harina de camote y polvo de hornear, añadir la quinua cocida, la cebolla blanca picadita, el queso rallado, la yema, el camote prensado y una pizca de sal y pimienta. Mezclar bien y reservar.
  • En un recipiente limpio, batir las claras a punto nieve. Incorporar la mitad de las claras batidas a la mezcla de camote y batir hasta que todo se incorpore. Las claras van a perder volumen, pero esto hace la mezcla más liviana para el resto de claras que falta incorporar. Añadir la otra mitad de las claras a punto nieve e incorporar con una espátula de forma envolvente.
  • En una sartén, calentar aceite vegetal a fuego medio. Una vez caliente agregar la mezcla de a cucharadas y dejar cocinar por dos minutos de cada lado o hasta que tengan costra dorada. Sacar y dejar escurrir el excedente de aceite sobre un plato con papel toalla. Servir con unas pizcas de sal por encima.

6. Torreja de pecho de res, acelga y coliflor

Por: Heine Herold.

Foto: Paola Miglio

Foto: My Fitness

La torreja es un ejemplo de cómo optimizar la compra en casa. En estos tiempos debemos procurar utilizar el 100% de lo que tenemos en la despensa. Mi madre solía hacer una vez por semana el Día de Refrigerador, y usaba todas las sobras que tenia, muchas veces había torrejas en la mesa”.

Ingredientes:

  • 8 huevos.
  • 100 gramos de harina de trigo sin preparer.
  • Los corazones de dos coliflores.
  • Tallos de un atado de acelgas.
  • 250 gramos de carne de sancochado, desmechada.
  • Sal, pimienta
  • Aceite para freír.

Preparación:

  • Cocinar los corazones de coliflor en agua con sal por 15 minutos, a partir del agua hirviendo. Retirar y enfriar en agua con hielos. Picar en cubos pequeños, reservar.

  • Retirar la fibra del tallo de las acelgas con un cuchillo. Cortar en secciones de medio centímetro y saltear en aceite caliente con sal, por dos minutos, retirar y reservar.

  • Batir las claras de los huevos hasta punto nieve, agregar las yemas mezcladas a tenedor y espolvorear la harina cernida. Incorporar los corazones de coliflor, los tallos de las acelgas y la carne mechada. Mezclar con espátula de goma en movimientos envolventes para mantener la estructura aérea de la mezcla, sazonar. Calentar tres cucharadas de aceite en una sartén y colocar la mezcla en tamaño de una cucharada. Freír por ambos lados y escurrir en papel absorbente. Servir con ensalada, arroz o dentro de un pan.

Paola Miglio

Periodista de comida y viajes. Frívola. Obsesiva. Ansiosa. Twitter @paolamiglio / Instagram @paola.miglio